15.9.13

DESDE EL ESTUPOR Y LA INDIGNACIÓN

Decía yo, que otra vez estaba ante las dos peores dos horas del año que paso delante de un televisor.
Las del partido en el Nou Camp del Sevilla.

Normalmente lo que suelo presenciar en esas dos horas es un meneo a mi equipo.

Hoy la cosa pintaba aun peor. Quien iba a impartir justicia era “el gomina”.  Aparte se seguía con la barbarie deportiva que supone poner a Coke defendiendo la parcela derecha de nuestra defensa. Por muy bien que suba la banda y por muchos goles que marque eso es un suicidio. Y más con Neymar delante.

Con esa premisa me dispuse a ver el partido.

El partido en principio parecía que se iba a desarrollar según mis temores. El Sevilla dedicado a defender como podía, con líneas muy juntas y muy atrás.

Una propuesta medrosa pero que al menos se ejecutaba con rigor táctico, menos la banda que defendía Coke.

Pero pasaban los minutos y el Sevilla aguantaba.

Iniesta y sobre todo Messi parecía que no tenían su día y eso ayudaba bastante.

A la media hora llegó el gol de Alves y el Barça no logró cerrar el partido.

El Sevilla ya en la segunda parte no era el equipo que solo se dedicaba a defender. Dio un pase hacia delante y le plantó cara al Barcelona de verdad. Jugando un buen futbol y buscando sus opciones. Encontró su recompensa con el gol de Cala. Estábamos a mediados de la segunda parte y “al gomina” (que ya en la primera parte se le vio las intensiones de siempre mostrándonos tarjetas por cada falta que cometíamos) nos volvió a recordar que al igual que en el Bernabéu allí solo se va a perder.

Nos volvió a recordar que esta liga es una autentica farsa. “El Gomina” no dio el gol totalmente legal por una supuesta falta.

Luego vino lo de siempre, que el buen trabajo se va al garete por otra desaplicación del lateral derecho que es una autentica ruina. ¡Hasta cuando Emery!

Con dos cero a falta de quince minutos, con el Barça en el Nou Camp y arbitrando “el gomina” lo lógico es que nos cayeran otros dos, pero a quien le cayeron los dos goles fue al Barça, consiguiendo el Sevilla un meritorio empate en el minuto 90.

Fuera de tiempo (ahora no hay falta de Messi) se consume el robo. De la misma manera que la temporada pasada. Con el mismo rival.

Lo de presentarse con los suplentes mas cuatro jugadores del filial, que es lo permitido habría que planteárselo seriamente.


Individualmente muy bien Cala, Rakitic y Vitolo.

Mención especial a la vuelta de Troschoski.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu opinión, será publicada siempre que no contengan insultos. Gracias por colaborar en mi blog.