16.7.11

INMERSOS EN UNA FALSA

La inmensa mayoría de los sevillistas estamos ilusionados ante la temporada que pronto dará comienzo. Incluso diría yo, que la ilusión se ha multiplicado con respecto a los últimos años.

A la mayoría nos gusta la plantilla que el club ha confeccionado, con cambios que todos pensábamos que eran necesario.

Monchi y su equipo, ha logrado convencernos con sus incorporaciones y las salidas. Aunque en este apartado todavía queda mucha tela que cortar.

Nos ilusiona la elección de quien va a dirigir la nave. Lo que hemos visto. Lo que hemos escuchado y hemos leído.

A todos nos gusta y nos ilusiona la nueva temporada que va a comenzar.

Pero ¿Qué liga nos vamos a encontrar?

Del Nido ya la ha calificado de porquería. Pero es que cada vez que se acerca la fecha, esos calificativos cobra más vista de ser una innegable realidad.

Esta competición donde tenemos puestas tantas ilusiones resulta que es una competición totalmente adulterada.

No hablo de ayudas arbitrales o comités, sino algo mucho más grave que aunque todos lo sabemos, no deja de ser muy preocupante.

Si la distancia entre los dos grandes potencia futbolística eran ya insostenibles, las inversiones multimillonaria de estos clubes en simples retoques, pueden hacer que más de 70 partidos sobren en el calendario.

Pero si ya pintaban mal las cosas, el recurso de cada vez más clubes de acogerse a la ley concursal por no poder hacer frente a sus compromisos adquiridos por falta de liquidez, le puede dar ya la puntilla a una liga que si no se pone remedio le van a explotar en la cara a todos los clubes.

Entre unos que se quedan con el dinero de los demás y a otros que no pagan lo que deben y además se le permite seguir comprando, se puede saber ¿qué clase de competición vamos a jugar?


Una liga justa.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Escribe aquí tu opinión, será publicada siempre que no contengan insultos. Gracias por colaborar en mi blog.